CANNABIS INDOOR - Genética “made in Madrid” Silencio, se cultiva Red Warlock | kannabia

es para la próxima temporada de exterior: el Brujo Rojo, Red Warlock.

Debido a la exclusividad, hasta ahora, de la variedad Red Warlock, son pocos los culti­vadores que la disfrutan entre sus manos, así que agradecemos al horticultor anóni­mo que nos abre las puertas de su Indoor.

El indoor en cuestión

Se trata de una habitación separada de la casa principal, algo parecido a un peque­ño taller montado en un garaje. Que todo el sistema esté montado en una casita aparte, aporta muchos beneficios, desde la seguridad para el propietario, así como un ahorro en costes. Ya que el tema de los olores indeseados no resulta un problema (dado que es él mismo cultivador el único vecino de la “casita”), con lo que gracias un filtro se camuflan los olores de maravilla. La “casita” es en realidad una habitación única, de cinco por tres metros y dos de alto. En este espacio, podrían meterse hasta 100 macetas de 11 litros, pero tan solo hay 12 macetas, ya que estos esquejes son difíciles de conseguir en gran número.

La luminaria corre a cuenta de 4 focos de vapor de sodio de 600W para la etapa de floración, con un reflector estándar. El sistema de ventilación se realiza con un extractor RVK de 150L para meter aire y la intracción se hace con un extractor RVK también, de 125L. Gracias a un sim­ple ventilador colocado a un lateral de la habitación, se remueve el aire y se evita que se creen bolsas.

de aceite dentro de la habitación, para que así, cuando por la noche cae una helada, no afecte a las plantas. El sistema de iluminación, el de ventilación, el ven­tilador y el calefactor están conectados a un cuadro de luces específico que se ha hecho para la casita-cultivo. El cuadro de luces, incluye además un diferencial y un automático, así como los temporizadores.

El proceso de cultivo

Ya hemos comentado que las semillas de Red Warlock no existen aún (hasta la tem­porada de exterior), por lo que su cultivo se hace a base de esquejes. Así pues, antes de poner los esquejes en floración, estu­vieron tres semanas bajo una bombilla de bajo consumo mixta (para crecimiento y floración) de 200W de Phytolite.

Todos los esquejes fueron plantados en macetas negras de 11 litros con tierra All-Mix de Biobizz. Se trata de un com­post hecho a base de turba negra, rubia, humus de lombriz y perlita. La fertiliza­ción en la fase de crecimiento, a pesar de que el compost ya aporta suficientes nutrientes para las primeras semanas, se hizo con la gama completa de creci­miento de María Green. Además, se ha utilizado el estimulador de crecimiento Messenger de la empresa de horticultura Eden Bioscience (la cual no está espe­cializada ni es específica para cultivos cannábicos), en conjunto con el estimu­lador de raíces ecológico Trichoprot de la empresa catalana EcoProtect. Se ha dosificado 3g/l la primera vez y 1,5g/l el resto de veces durante todo el proceso de crecimiento. Este compuesto, además de estimular el crecimiento del sistema radicular, también protege a las raíces de hongos. Todos los productos se han introducido en las plantas por medio del agua en los riegos. También se ha utilizado, como medida preventiva, la Steinernema Feltiae de Dr. Grow, por si hubiese una plaga de mosca del mantillo.

Tras las tres semanas de crecimiento, los esquejes de Red Warlock se colocaron bajo los cuatro focos de vapor de sodio de 600W durante 65 días. Para la fertili­zación de los esquejes se siguió usando la gama de María Green. Esta vez la gama para floración completa (Vitaminas 5 mili‑

litros durante todo el proceso, Floración 30 mililitros las tres primeras semanas de floración y Cogollos 30 mililitros las dos semanas siguientes de terminar con el de Floración). Esta vez, los abonos de María Green sólo se complementaron con otros tres productos de EcoProtect, el Brotipox (para evitar la podredumbre) el Phytoprot-Mildíu (que activa y estimula los mecanismos de defensa propios de la planta) y el Oidioprot (que actúa activa­mente sobre el oídio, pero en este cultivo sólo se ha utilizado de forma preventiva).

El Brujo Rojo (como llaman a la genéti­ca algunos) se trata de una planta sen­cilla de cultivar, además dar unos resul­tados exquisitos, unos 150g. por planta de cogollos voluptuosos (más o menos, según cultivador y técnica) , tiene un aroma inconfundible que recuerda a los caramelos de fresa ácida, lo cual también se nota en el sabor. Todos los cultivos de Red Warlock existentes hasta ahora son a través de esquejes, ya que aún no se han sacado semillas de esta variedad. Del boca a boca y del mano a mano, la Red Warlock se ha extendido por los cultivadores y consumidores más sibaritas, pero para la nueva temporada de exterior, se van a lanzar al mercado.

La genética en cuestión, nació hace unos cuatro o cinco años en la escena canná­bica madrileña y sus cultivos aledaños (como por ejemplo Toledo), cuando a un grupo de eruditos cultivadores se plantearon el reto de probar a sacar una variedad propia. Seguramente, la inten­ción en un principio no fuese más allá de la experimentación, pero la cosa salió muy, pero que muy bien. Ese grupo de cultivadores anónimos, en su afán expe­rimental, cruzaron una Red Devil con una Warlock y “voila”, aparece la Red Warlock.


Previous Next