Cultivo de dos deliciosas campeonas - CULTIVO DE EXTERIOR | kannabia

la poda de las madres para la realización de los esquejes. Usaron dos madres del banco Delicious Seeds, la Caramelo y la Sugar Black Rose.

Aunque hay mucha gente con pri­sas para sacar rápido las plantas, en muchos casos no es necesario. Tomen nota los cultivadores impacientes, pues hasta bien entrado julio se pueden sacar plantas de exterior sin problemas. Especialmente si basta con obtener ejemplares de tamaño normal, destina­dos al autoconsumo.

Siguieron el ritual que acostumbran para enraizar. Una noche entera en agua. Al día siguiente un poco de eco gel de esquejado Organik y al Jiffy. A los siete días ya mostraron los primeros síntomas de enraizamiento, en dos días ya estaban puestos bajo 250 vatios de halogenuros metálicos.

Tras unos diez dçias de crecimiento a 18 horas de luz y seis de oscuridad, fueron para el campo con un tamaño decente, allí ya se pusieron casi a crecer y florecer a un tiempo, dado lo avanza­do del momento. A pesar de esto, con­siguieron ejemplares de buen porte, como se puede apreciar en las fotos.

El transplante fue directamente a tierra madre, donde ya habían hecho agujeros de 40 centímetros de diámetro y 40 de profundidad. Rellenaron con una mezcla de turba rubia, turba negra, perlita,humus de lombriz y guano de murcielago. No utilizaron más que agua del grifo en todo el cultivo, sin que añadie­ran ningún insecticida o plaguicida. Esto fue al contrario de lo que se suele hacer en cultivos intensivos, donde se ayuda a las plantas todo lo posible, de forma que recuperen el cultivo tardío. En entornos ecológicos crecen plantas sanas, demandan menos cuidados, además de tener menos infecciones. Por supuesto, para una planta sana es básico un suelo bien preparado, así como cuidado del riego, ya que las plantas deshidratadas no crecen bien y dan problemas.

Según nos comentaron los campeones, estaban tratando de maximizar los sabo­res, de hacer las plantas totalmente exqui­sitas al paladar, por lo que eligieron el cultivo ecológico puro. Se encargaron solo de cuidar el suelo, para que nutriera bien a la planta, así como de darle el agua que necesitó. El resto lo hizo el benévolo clima valenciano donde crecieron.

El resultado fue excelente, se puede decir que estas plantas de Delicious Seeds salieron sencillamente deliciosas, tal y como promete el nombre del banco. Esto quedó certificado en la reciente copa de la Marina, donde ambas plantas quedaron campeonas. El primer premio fue para una Sugar Black Rose, mientras que el segundo fue para una Caramelo. Con buena genética, buena tierra, buen clima y agua, las plantas no necesitan más para resultar exquisitas.


Previous Next