CURSO RÁPIDO SOBRE EL CULTIVO CON LEDS | kannabia

es y la mayoría los considera una forma de iluminación de calidad inferior que, como mucho, puede ser utilizada para suplementar luz. ¿Realmente los LEDs producen una luz de peor calidad que las tradicionales lámparas de alta presión o es que la tecnología todavía no se ha utilizado en su óptima expresión?.

Los primeros paneles LED para cultivo fueron fabricados utilizando la aproxima­ción monocromática; se usaban colores simples para conseguir el espectro ade­cuado para las plantas, o al menos, lo que el fabricante pensaba que era mejor. Estos son los típicos paneles LED CULTIVO CON LEDS 01 que la mayoría de nosotros tiene en la cabeza, todos hemos visto las fotos de plantas bajo una combinación de rojo y azul. Esta combinación de rojo y azul deriva de asumir que las plantas requieren luz azul para su periodo vegetativo y luz roja para floración, un concepto demasiado simpli­ficado de cómo las plantas usan la luz.

Ese tipo de luz defraudó a mucha gente porque, a pesar de ser bastante decente durante el ciclo vegetativo, en floración era un auténtico fracaso. Entre los pro­blemas más importantes de los LED, res­ponsables de su mala reputación para el cultivo, estaban los cogollos poco densos y sin sustancia, junto con plantas quemadas por un uso excesivo del rojo. Al mismo tiempo, los paneles de aquella época eran ridículamente caros, mien­tras que sus resultados eran, cuando menos, dudosos.

Hace unos dos años llegó el primer cam­bio grande respecto al espectro de los paneles LED. En cierto momento los fabri­cantes se fijaron en el sol y se dieron cuen­ta de que no es sólo una combinación de rojo y azul, sino que ofrece un espectro completo de luz que sufre ligeros ajustes en función de la estación del año, algo que los cultivadores ya sabían y por lo que usaban blanco frío para crecimiento

(principalmente en forma de lámparas de halogenuros metalizados) y blanco cálido para floración (en forma de lámparas de alta presión de sodio).

CULTIVO CON LEDS 02 A partir de ese momento, las cosas empe­zaron a suceder, ya que los fabricantes contaban con un espectro conocido que les ofrecía una base de trabajo sobre la que empezar a construir. Al mismo tiem­po surgió una nueva filosofía en el campo del diseño de paneles que consistía en la utilización de refrigeración pasiva, en con­traste con la refrigeración activa que había venido siendo utilizada hasta ese momento. La refrigeración pasiva requiere disipadores suficientemente capaces de absorber y libe­rar en el medio ambiente el calor producido por los LED sin ayuda de ningún ventilador,

como es el caso en la tecnología de refri­geración activa. Puede parecer que este cambio es un pequeño detalle del diseño, pero en realidad es un factor principal en lo que respecta al cultivo. Además del hecho de que los paneles con refrigeración pasi­va no tienen ventiladores internos que se puedan estropear, tienen la ventaja extra de liberar el calor en el ambiente desde todo el cuerpo de la lámpara y no sólo por un punto concreto como en la refrigeración activa.

Cuando se trata de cultivos de interior donde el espacio es escaso, un armario de cultivo bien ventilado no tendrá ningún problema trabajando con paneles que se refrigeran pasivamente, mientras que los paneles con refrigeración activa requie­ren mayor espacio vertical hacia el que los ventiladores puedan canalizar el calor para que se disipe en el ambiente.

Hay que reconocer que muchas de estas mejoras no hubiesen sucedido si no fuera por los incontables aficionados que han

experimentado con paneles LED de fabrica­ción propia. El conocimiento básico desarro­llado en los foros mecánicos y de cultivo en cuanto al diseño y la fabricación de paneles LED ha demostrado su indudable valor para los fabricantes que adoptaron las nuevas ideas. Actualmente, un montón de nuevos fabricantes han entrado en la industria ya que algunos de los nuevos diseños eran lo suficientemente simples como para ser producidos a bajo costo.

La industria actual de paneles LED recuer­da a la industria informática durante los

años 70. No hay

un estándar marcado y todos los enfoques están disponibles. Nadie puede decir hacia donde se van a mover las cosas a partir de ahora, hay posibilidades ilimitadas y la flexibilidad que aportan es la fuerza que mueve la industria de los paneles LED. Estamos en un cruce de caminos, las tecnologías van a cambiar (seguramente las lámparas de alta presión dejarán de producirse dentro de unos años) y el hueco que hay que llenar es enorme. Al mismo tiempo no hay forma de que la industria pueda seguir operando con las reglas del siglo XX en lo que respecta a la producción en masas y la teoría de “un solo producto para todos los usos”.

En este momento, seguramente estás esperando una lista de todos los factores a favor y en contra de cultivar con paneles LED. Las más obvias son que se consume menos electricidad a lo largo del ciclo de cultivo y que las condiciones medioam­bientales son mejores porque los LEDs

CULTIVO CON LEDS 03 producen una cantidad mínima de calor en comparación con las lámparas de alta pre­sión. Los inconvenientes son que a día de hoy la mayoría de los paneles del mercado han fallado a la hora de producir resultados constantes que puedan desencadenar un cambio en nuestros hábitos de cultivo.

De todos modos, con la diversidad de pane­les LED en circulación en este momento y con nuevos modelos apareciendo cada día, generalizar sobre ellos es como esperar que todos los coches sean iguales. Una de las posibilidades es que, entre las grandes fortalezas de cultivar con LEDs, se encuen­tre la gran capacidad de personalización que el cultivador puede tener en su arma­rio. La refrigeración pasiva y activa puede usarse de manera diferente en condiciones variadas de cultivo, y lo mismo se aplica a las lentes con las que los paneles van equi­pados. Algunos paneles pueden ser fantás­ticos para microcultivos, pero totalmente inefectivos en grandes cultivos o viceversa.

En el siguiente artículo de esta serie sobre paneles LED y cultivo, nos fijaremos aten­tamente en los distintos modelos del mer­cado. Veremos las distintas filosofías sobre los conceptos que hay tras la fabricación de papeles LED y estudiaremos cómo los diferentes modelos son adecuados para diferentes técnicas de cultivo así como qué tipo es más adecuado para tu sistema particular de cultivo.


Previous Next